La ruta de la caña en Paraguay

Imagen de AFEET PARAGUAY

Con la fuerte apuesta de instituir en el país La ruta de la caña, que brinde valor agregado a los circuitos turísticos y genere beneficios económicos a ciertas regiones del Paraguay, Senatur tomó contacto con Araceli Ramos, directora de promoción y relaciones públicas de José Cuervo, afamada marca mexicana de tequila, quien ayer brindó una disertación sobre las estrategias que podrían tomar los productores locales para fomentar la bebida típica del país.

Para Ramos, es importante conseguir la denominación de origen de la caña, porque muchos tienden a confundirla con el ron, que se puede elaborar en cualquier parte del mundo; sin embargo, la caña solo se puede producir aquí. A su criterio, la caña es fina y elegante, con un enorme potencial para convertirse en estrella de un recorrido peculiar para los turistas.

El beneficio y la mejora en la calidad de vida no solo será para los productores, según destacó, sino que se involucra también a los hoteles, posadas, restaurantes, artesanos y quienes elaboran artículos típicos de cada región. “Me sorprendió la fabricación de pan, productos con maní, miel y madera cuando recorrí algunas zonas, todo eso puede ser mejor explotado al crear la ruta”, agregó.

En cuanto al fomento, indicó que a veces gobierno ni sector privado tienen soporte económico, por lo que para diseñar una ruta así hay que acercarse a instituciones y organismos mundiales, como el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), que participa apoyando proyectos de países en vías de desarrollo que mejoran la calidad de vida de sus habitantes.

“Este (la caña) es un producto noble. No tengo duda de que al ser apoyado podrá despegar e insertarse, junto con otros productos turísticos, como la ruta de la yerba, la del Camino Franciscano y la Jesuítica. Eso hará que la gente quiera permanecer más tiempo. Lo importante es conocer la cultura, gastronomía y música de cada lugar. Si Paraguay brinda opciones al turista, el nombre del país sonará más fuerte en el mundo”, consignó.

A modo de ejemplo, destacó que La ruta del tequila arrancó con el ímpetu de José Cuervo, que recibía 120 personas en su fábrica hace 20 años, y que ahora pasó a 180.000 visitantes; mientras que la ruta en sí (en la región de Guadalajara) recibe a 700.000 turistas anuales.

“La caña es un diamante; podrá marcar la diferencia y brindará un derrame económico para el país”, dijo finalmente.

 

Fuente: ultimahora.com